EL PAPEL DE LOS ABUELOS





Es un hecho consumado el que cada vez somos padres a edades más tardías, pasados los 30, y que por lo tanto nuestros padres se convierten en abuelos a una edad más avanzada.  Otro punto también muy claro es que las familias suelen estar dispersas por el mapa ya que uno se desplaza allá donde encuentra trabajo, por lo tanto, solemos tener a nuestros padres en otra ciudad.

Estos dos factores afectan a la crianza de los nietos de manera negativa ya que los mayores pasan menos tiempo de lo que les gustaría con los nietos.  Para los pequeños de la casa esto es sin duda una pena, ya que el tiempo que pasan con los abuelos es un tiempo muy especial.  Los abuelos no escatiman en recursos para que sus nietos pasen un rato inolvidable con ellos y los colman de mimos, chuches, paseos, cuentos y aventuras.

El papel de los abuelos es precisamente ese, disfrutar con los nietos, no educarles, no hacerse cargo de sus gastos, no llevarles al médico o al cole. Todo esto lo pueden hacer si quieren, pero no es su obligación, sino la de los padres.  En cuanto tengamos esto claro podremos disfrutar de una convivencia más auténtica y saludable,  libre de cargas falsamente creadas.

No hay que dejar de agradecer a nuestros padres su dedicación a nuestros hijos, ya que sin ellos, la conciliación de nuestra vida laboral y personal sería muy difícil.



Loading Facebook Comments ...
1 Comentario en EL PAPEL DE LOS ABUELOS
  1. laMima dice:

    Totalmente de acuerdo contigo.
    Mis hijos, desgraciadamente, ven a sus abuelos (tanto paternos como maternos) muy pocas veces, y lo siento.
    Ambos se pierden mucho con la distancia, está claro.
    Eso sí, estoy harta de ver a parejas que abusan de los abuelos hasta límites indecibles. Me parece irresponsable, totalmente. Y por desgracia ese abuso va en aumento.

Deja tu comentario
Tu Comentario